📝Isco se reivindica y se une a la fiesta en el Bernabéu

Onefootball Jaione Belza Guede

Isco marcó un doblete y fue uno de los protagonistas en el 6-1 que el Real Madrid le endosó al Melilla. Los de Solari ya están en octavos de final de la Copa del Rey.


Los primeros minutos inquietantes que demostró el Real Madrid, hicieron que Keylor Navas tuviera que ser el protagonista del partido.

Con el paso de los minutos jugadores como Isco, Asensio (hoy titulares) o unos eléctricos Vinicíus y Mariano decantaron más tarde el devenir de la primera parte.

El mallorquín le dio la vuelta al partido en cinco minutos, marcando un doblete y asistiendo a Javi Sánchez para conseguir su primer gol con el primer equipo.

Solari realizó rotaciones al descanso para dar más minutos a los canteranos.

Isco no quería y no podía perderse la fiesta en el Bernabéu y se unió al festín goleador con un doblete. El primer tanto fue un verdadero cañonazo por toda la escuadra. El fortín blanco coreó su nombre.

Además, la fiesta continuó con un gol muy esperado. Vinicius marcó el quinto gol de su conjunto, después de perder mucho minutos en los últimos partidos del equipo merengue.

El Melilla no quiso despedirse sin marcar en la casa blanca y Yacine Qasmi convirtió el penalti que cometió Javi Sánchez sobre el jugador.

El Real Madrid venció y convenció con un equipo repleto de suplentes.

Los emparejamientos de octavos de final se sortearán el próximo jueves 13 de diciembre a partir de las 16:00 horas.